COMUNICADO COVID 19

Presentación y actuaciones frente al Covid-19

La Granja Escuela Puerta Del Campo, después de 30 años realizando actividades educativas, no podíamos dejar de ofrecer nuestro espacio y tiempo para mitigar el estrés que ha supuesto para todos las medidas de confinamiento y alteración de nuestra vida cotidiana.
Entendemos lo que ha supuesto, y supone, el grave problema de salud por el que estamos pasando. Es por ello por lo que estamos volcados en estos momentos en estudiar preparar y elaborar todos los protocolos, procedimientos y medidas preventivas que nos van facilitando las diferentes administraciones, Sanidad, Juventud, Turismo y Educación, para nuestras instalaciones de actividades educativas.

Pensamos que nuestro entorno ha sido y es privilegiado, y más en estos momentos. Contamos con 29 hectáreas de terreno en un bosque de robledal al pie de la Sierra de Guadarrama, y 6000 m2 de edificaciones, lo que hace factible la adecuación de todas nuestras instalaciones y actividades a la normativa que se establece en estos momentos para la realización de todos los programas al aire libre en un espacio seguro.
Todo el equipo, de siempre, formado por directores, logístas, administración, coordinadores, monitores, médico, socorrista, cocineras, y equipo de limpieza, estamos realizando un esfuerzo conjunto para mitigar los posibles riesgos sanitarios de un posible contagio.

Pero todo esto no nos va a llevar a romper con la esencia de nuestro “ideario” y propósito, “educar y divertir”.

Sabed, padres y madres, que el Covid-19 estará presente en nuestras mentes, que se realizarán charlar diarias, actividades complementarias, recordatorios, controles médicos… y todas las medidas que tengamos que implementar, pero nuestra pretensión es que no sea el eje principal de nuestra vida diaria. Queremos que nuestros
participantes disfruten, aprendan, se relajen y se diviertan en el entorno que es la Granja Escuela Puerta del Campo.

Para todo ello hacemos aquí un breve resumen de las medidas, protocolos y recomendaciones principales que conjuntamente hemos elaborado con nuestra empresa directriz de Riesgos Laborales y Actividades, para ampliar y complementar nuestro Plan de Emergencia y Autoprotección.
Podéis ampliar la información en esta web y por supuesto llamando para consultar cualquier duda que os vaya surgiendo.
De forma General:
Limitaremos el acceso de personal ajeno desde el comienzo de la actividad.
Se reducirá al 50% la ocupación en nuestras instalaciones. Reduciremos la ocupación de nuestras cabañas y dormitorios a la mitad. Y el uso de un participante por litera, manteniendo la distancia de seguridad entre los mismos. Se dotará de servicio de sabanas desinfectadas, individualizadas y periódicas.
Se utilizarán los tres amplios comedores, y se mantendrá la distancia exigida entre mesas. Y la diferencia horaria en turnos entre los grupos pequeños y de mayores.

Mantendremos la organización de grupos en sectores, pequeños de 6 a 10 años, mayores de 11 a 14. Cada uno de nuestros monitores/as tendrá a su cargo un subgrupo ”familiar” de nueve niños/as y se evitará las interacciones con grupos superiores a lo establecido.
Seguiremos con casi todas nuestras actividades, innovando, cómo no, dentro de ellas.
Únicamente suprimiremos las actividades que desarrollamos fuera de nuestras instalaciones, visitas al Centro Nacional del Vidrio y Jardines del Palacio. También suprimiremos las actividades de hípica y piraguas en el pantano.

Fomentaremos las actividades al aire libre para reducir el uso de mascarillas. Si usarán exclusivamente en actividades de espacios limitados, donde no se pueda mantener los límites de distancia de seguridad. Y por ejemplo, en el Taller Vidrio, además de las medidas de seguridad habituales, gafas y guantes, se utilizarán las mascarillas.
Se acomodarán tiempos para charlar formativas e informativas destinadas a concienciar a nuestros participantes de implementar rutinas diarias de higiene y prevención.
Todas las actividades llevarán el protocolo habitual de seguridad, ahora reforzado con las medidas preventivas del contagio, por lo que los EPIs (equipos de protección individual) se higienizarán después de cada uso.

Todas las actividades se adaptarán para minimizar el contacto físico.
En la piscina se limitará el aforo; y además de la presencia del socorrista, estarán los monitores de apoyo para mantener las distancias entre participantes.
Los monitores, ”padres y madres de vuestros hijos durante 10 dias”, además de llevar a cabo las actividades especializadas, llevarán, como siempre, el diario personal de los niños reportando con una ficha médica diaria con controles de temperatura frecuentes, que evaluará nuestro médico para controlar la salud de nuestros participantes en todo momento.
Cualquier incidencia médica se os comunicará de inmediato, como hacemos habitualmente.
Dispondremos de nuestra enfermería y habilitaremos un espacio aislado para posibles casos de contagio.

La experiencia de 30 años trabajando con niños/as no dicen que habrá niños/as “ malos”, dolores de barriga, insolaciones, torceduras, cansancio, constipados… Es por ello que no debemos alarmarnos, pero sí muestro médico lo considera, cualquier actuación frente al Covid-19 se comunicará de inmediato a los padres/madres y a las autoridades sanitarias de la zona.
Todos los espacios, dormitorios, cabañas, salas, talleres, y espacios comunes se dotarán con geles hidroalcohólicos, alfombrilla desinfectante, señalización específica del distanciamiento, carteles indicativos de higiene preventivas usuales…
Se reforzará el equipo de limpieza para ampliar la frecuencia diaria de higienización de todos los espacios.

Requeriremos un mayor control e inspecciones de todas empresas que nos lleva la seguridad; como desinfección y desinsectación, control de plagas, analítica de aguas, gas, electricidad, incendios…
Se establecerá un control exhaustivo en las dependencias de cocina, respetando las normas generales de prevención. Restringiremos las entradas al mínimo de proveedores habituales de alimentos con un protocolo determinado.
Realizaremos un sistema de recepción de participantes en el que no perderemos la “esencia” cercana con vosotros, pero evitaremos situaciones de riesgo. Documentación, pagos, información sanitaria, llamadas, dinero de bolsillo, todo se realizará previamente on-line.
Se requerirá a los tutores de los participantes una declaración responsable de no haber tenido síntomas del Covid-19 durante los catorce días previos y de no haber tenido contacto alguno con algún portador o asintomático del virus.
Si durante el transcurso de la estancia, algún participante sufre sintomatología acorde con el virus se le incomunicará dando cuenta a nuestro médico y a la familia del participante. Acto seguido daremos parte a nuestro centro de salud y atenderemos los requerimientos sanitarios que nos aconsejen.
Si por prescripción facultativa sanitaria hubiera que suspender las actividades del campamento, se reintegrará la parte proporcional no disfrutada o bien se facilitará un “bono” a utilizar en posteriores actividades propuestas por la Granja Escuela, véase estancias familiares, futuros campamentos, restaurante…De esta manera ayudareis a mitigar el esfuerzo económico que estamos llevando a cabo.
Confiamos que con el esfuerzo de todos podamos disfrutar de un verano tranquilo y relajante.

Los comentarios están cerrados.